Invento patentado en Italia para curar heridas de la diabetes (Ecuador)

Víctor Hugo Angulo Borja tiene como meta construir un complejo hospitalario más grande del país.

Se considera el primer científico de Ecuador en el tratamiento de heridas diabéticas. Está radicado en su pueblo natal, la parroquia Viche, provincia de Esmeraldas, donde brinda tratamiento a los innumerables pacientes que lo visitan desde diferentes partes de país y del extranjero.

Se trata del doctor Víctor Hugo Angulo Borja, un médico negro, montuvio, como él se define. Humanista, que trabaja de lunes a sábado en su consultorio donde el paciente no hallará lujos ni deslumbrantes infraestructuras, pero sí encontrará la calidez y el conocimiento en el tratamiento de la enfermedad de la diabetes tanto del médico como del personal que trabaja allí.

Su largo trajinar por el camino de la investigación lo ha hecho merecedor del respeto y admiración de mucha gente, incluido profesionales en medicina y de otras ramas, que cuando padecen algún problema de salud relacionada con la diabetes acuden sin pensarlo dos veces, sin importar las horas y las condiciones de viaje hasta llegar a la parroquia Viche, cantón Quinindé.

Confianza

Es el caso de Alejandro Olvera, de 61 años. Él vive en Balzar, Guayas, viaja más de seis horas para llegar al consultorio del diabetólogo. Hace un año que le detectaron la enfermedad, estuvo internado en el hospital Luis Vernaza, donde recibió la nefasta noticia de que tenían que amputarle una de sus piernas. Devastado por la noticia, a través de un amigo conoció la existencia de Víctor Hugo Angulo. Asegura que luego de las consultas médicas ha encontrado en su salud la mejoría que esperaba.

Criterio similar tiene Remigio García, de 79 años, acompañado de sus hijas viaja a Viche desde Nuevo Israel, Santo Domingo de los Tsáchilas. Ambos pacientes coinciden en decir que para Víctor Hugo Angulo Borja, la amputación es el último recurso, sus heridas son curadas con el invento del médico, la crema llamada Hidyt.

Invento

Hidyt es la marca del invento que se cristalizó tras seis años de investigar un sinnúmero de plantas. Víctor Hugo emprendió esta labor al regreso de Italia, donde se profesionalizó. Estudiaba plantas para probar e ir descartando hasta idear la técnica de preparación de las plantas para obtener los principios activos para producir las moléculas secundarias y terciarias responsables de las bondades que tiene Hidyt al tener contacto con las heridas.

?Inventar una crema regeneradora de tejidos en las heridas relacionadas por la diabetes, no fue fácil, significó estar internado en le campo, estudiando cada planta, secando sus hojas, extrayendo el zumo, moliendo y mezclando, mucha gente llegó a pensar que estaba enloqueciendo?, comentó Víctor Hugo Borja.

Este médico negro esmeraldeño logró un invento en medicina que fue patentado en Italia. Pero él va más allá, su anhelo es cambiar la historia cruel de las amputaciones en los pacientes diabéticos e invita también la Técnica de regeneración tisular asistida (TRTA), que comprende un sinnúmero de técnicas de abordajes quirúrgicos, esquemas terapéuticos y técnicas de curación totalmente innovadoras.

Para lograr en los pacientes un completo y adecuado tratamiento, Víctor Hugo ha capacitado a un grupo de personas en el manejo de heridas. En su consultorio tiene un área para los pacientes con heridas contaminas. (MBC)

TOME NOTA

Víctor Hugo Angulo tiene su consultorio en la parroquia Viche, es fácil ubicarlo. Puede llamar al 09 93 95 95 84.
ATENCIÓN. Cuenta con un personal especializado en el tratamiento y manejo de heridas.

Vocación

Ser médico fue la vocación que tuvo Víctor Hugo Angulo Borja desde niño. Con 8 años de edad el ya se formaba como el doctor Angulo Borja. La única vez que dudó entre lo que quería estudiar fue cuando tenía 9 años. Ahí no sabía si ser médico, marino o sacerdote.

?El racismo puede marcar tu vida, o te hace más reflexivo o te convierte en un ser perverso, a mí me hizo un hombre de retos?.

Víctor Hugo Angulo Borja – Médico diabetólogo.

Víctor Hugo estudió becado en el Instituto Italo Latinoamericano, ahí aprendió cirugía vascular, manejo de heridas.

El diabetólogo está construyendo en Viche un hospital para 120 camas, cuatro quirófanos, emergencia, laboratorio, nefrología y otras especialidades. Sería el complejo hospitalario más grande de Ecuador Inpedia.

Este post se basa en el tema «Invento patentado en Italia para curar heridas de la diabetes (Ecuador)« publicado en Diabetes Foro.

Puedes ver los comentarios de los miembros del foro y hacer los tuyos en «Invento patentado en Italia para curar heridas de la diabetes (Ecuador)«